DIARIO VERDAD (ZULIA)

 

Yasmín Ojeda / Maracaibo / yojeda@laverdad.com

Sur del Lago y estados andinos sufren los apagones nocturnos por salida del servicio eléctrico. Reporte histórico de demanda es la crónica anunciada de calor y oscuridad para las regiones ubicadas en “la cola” de suministro del Guri


La banda de consumo eléctrico, a pesar de la crisis económica que ocasiona contracción de la demanda y una salida de oferta de generación por condiciones deficientes de las plantas, está entre 15 mil 500 megavatios y 16 mil. En marzo se inicia el calentamiento y abril acelera el indicador en el territorio nacional.

La ubicación de Venezuela frente al sol ya está en el umbral. José Aguilar, consultor internacional en materia eléctrica, asegura que la próxima semana, a escasos días, brillará el cielo y con él los cables eléctricos, impactando en la presión en el Sistema Eléctrico Nacional.

En Zulia la demanda escala como “todos los años al llegar esta fecha en dos mil 300 megavatios y apenas hay trabajando cerca de mil 100”, recuerdan los ingenieros consultados, que pidieron no ser identificados por no ser personal autorizado de Corpoelec.

Desde el fin de semana se reportan cortes y fallas en el servicio. Luis Motta Domínguez, ministro de Energía y presidente de la Corporación, aseguró que hay un “ataque” continuado a las instalaciones, registrándose con frecuencia el robo de cables eléctricos.

En Zulia, los usuarios reportan los cortes en horario nocturno. El miércoles, por cuarto día consecutivo, hubo salida del servicio eléctrico que afectó la región. En el Sur del Lago se elevó a más de 20 sectores la interrupción, en simultáneo con las ocasionadas en Táchira, Trujillo y Mérida.

Aguilar advirtió que por ser la “cola” de la planta hidroeléctrica Simón Bolívar, el Guri, en Zulia y Los Andes se sentirán más los efectos de las deficiencias en la generación. Resaltó que en la térmica hay cuatro mil 500 MW instalados y solo disponible mil 700 MW.

Fuentes del sector eléctrico explicaron que tiene un proceso “de deterioro. Su capacidad instalada es de 17 mil megavatios y puede estar solo en 10 mil. Las plantas de Venezuela tiene una capacidad instalada de 34 mil MW y no hay más de 16 mil funcionando. Es mucho dentro de este desastre”.

Pero no solamente la crisis de la baja generación es desde las plantas. La trasmisión y distribución tienen “problemas. Las líneas no fueron construidas para soportar la presión que se exige”. El plan de sustitución y ampliación está “paralizado”, como el mantenimiento de los enlaces finales del servicio eléctrico.

Los “picos” de consumo volverán al registrar el comportamiento histórico de años anteriores. En mayo y junio el indicador es de aumento. Se reduce entre julio y agosto por las vacaciones, y reaparece la presión en septiembre y octubre.

http://www.laverdad.com/economia/116664-racionamientos-aumentaran-cuando-empeore-el-calor.html